Sindicato Alberto Hurtado realiza misa y desayuno con sus socios para conmemorar 54 años de existencia

El pasado martes 14 de mayo, se llevó a cabo la celebración de los 54 años de existencia del Sindicato Alberto Hurtado Cruchaga (SAHC), la cual tuvo lugar en primera instancia en la Capilla de Casa Central, con una misa a cargo del Monseñor Pedro Ossandón Buljevic, administrador apostólico de la Diócesis de Valparaíso y Pro Gran Vice Canciller de la PUCV, para pasar más tarde a un desayuno fraterno con los socios y socias del sindicato.

Durante ambas actividades se hicieron presentes diversas autoridades de la Universidad, contando entre ellas con la presencia del rector, don Claudio Elórtegui Raffo, quien se dirigió a los trabajadores y al sindicato para seguir trabajando en las líneas de la comunicación y colaboración, especialmente ad portas del proceso de negociación colectiva que ejecutará el SAHC este año.

Por su parte, la presidenta del sindicato, Lorena Yáñez Peretti, se refirió a la importancia de los sindicatos en la vida laboral, siendo éstos el eje de los beneficios y dignidad de los trabajadores a lo largo del país. En sus palabras se hizo referencia a datos de la Dirección del Trabajo, donde existe una relación directa entre los abusos contra los trabajadores y la ausencia de vida sindical, así como en la otra arista se encuentran las empresas con el galardón de “Best Place to Work”, todas con una actividad sindical fuerte y cohesionada.

La presidenta citó a San Alberto Hurtado para destacar que “la palabra trabajo debería sugerirnos a todos no sólo un medio para ganar la vida, sino una colaboración social”, siendo esta colaboración el sindicato como manifestación de ese espíritu. Durante el desayuno se le regaló a cada asistente una planta suculenta, la cual fue acompañada de una analogía sobre la vida sindical, ya que estas plantas requieren de poco cuidado y son muy resistentes, haciendo la comparación con la participación de los socios, quienes no deben estar todos los días involucrados con el sindicato, pero sí estar cuando se necesita.

“La suculenta necesita de mucha luz para poder vivir ¡la sombra es su enemigo! y también ocurre lo mismo en la actividad sindical, se requiere de la luz de las ideas, del entusiasmo, de soñar juntos y conseguir nuestro propósito. Que nunca haya sombra, que mantengamos siempre la transparencia en la gestión que nos caracteriza, porque es la base de nuestra confianza”, concluyó la presidenta.

La actividad del desayuno conmemorativo también fue realizada en algunas de las sedes más alejadas de la región, como el Centro de Estudios Avanzados y Extensión PUCV, ubicado en Santiago y la Escuela de Agronomía, ubicada en Quillota, donde los socios y socias pudieron compartir con la directiva y autoridades en un ambiente de camaradería.